¡Mi maestra es un monstruo!

Brown, Peter

“Brown deja claro que los profesores también son personas…”
Publishers Weekly
Un libro que fomenta el diálogo e invita a las personas a conocerse mejor para luchar contra los prejuicios.
Las clases han comenzado y Bobby tiene un gran problema: su maestra, la profesora Kirby, es un monstruo real, con la piel verde y dientes puntiagudos, que ruge y deja sin recreo a los alumnos. Sin embargo, un sábado por la mañana, Bobby se encuentra con su maestra en el parque. Al principio quiere escapar de ella. Sin embargo, mientras ambos platican, descubre que hay aspectos de la profesora que no imaginaba. De manera sorprendente, los dientes puntiagudos de la señorita Kirby desaparecen y su piel verdosa adquiere un tono más humano. Estos cambios persisten cuando Bobby regresa a la escuela el lunes... al menos la mayor parte del tiempo.

Editorial: Océano Travesía
Colección: Álbumes
Categoría: Niños y Jóvenes
Tema: Literatura infantil y juvenil
Clasificación Dewey: 813 - Novela. Cuento norteamericano.
Clasificación BISAC JUV035000;JUV052000;JUV039220 (Juvenil No Ficción / Libros de Actividades; Juvenil No Ficción / Arte / Dibujo; Juvenil No Ficción / Animales / General)
Clasificación BIC YFS (Relatos sobre la escuela (infantil/juvenil))
ISBN: 9786077357322
Páginas: 32
Año: 2016
Formato / Peso: 22.3 x 28.6 x 1 (cm) / 406 (gramos)
Precio: $195.00 MX / ND
Derechos de venta para: Todo el mundo
Etiquetas: Mi maestra es un monstruo; libros para niños; relaciones humanas; amistad; humor; Peter Brown
VER FICHA DEWEY COMPLETA

Sistema de clasificación Melvil Dewey DGME

813
B7618
2016

   ¡Mi maestra es un monstruo! no es cierto / Peter Brown ; traducción Luis Bernardo Pérez. -- México, D.F. : Océano Travesía, 2016.

[33] p. : il. col. ; 29 x 23 x 1 cm.

Notas:
Traducción de: My teacher is a monster! (no, I am not)

ISBN 978-607-735-732-2

1. Cuentos infantiles norteamericanos. 2. Escuela -- Literatura infantil. 3. Maestros -- Literatura infantil. 4. Monstruos -- Literatura infantil. I. Pérez, Luis Bernardo, tr. II. t.

Imprimir
¡Mi maestra es un monstruo!